Select your Top Menu from wp menus

Dejar la vida en el campo…de manera literal

image583e289323fb29.71901154

Es difícil aceptar la muerte pero creo que a varios nos gustaría irnos de este mundo haciendo lo que más nos gusta, estos futbolistas se han despedido en pleno partido de futbol ante la mirada de cientos de aficionados y acompañados de su equipo.

Foto: http://bit.ly/2p7Yyjf

Endurance Idahor. Este futbolista nigeriano perteneciente al club Al Merreikh falleció  a los 25 años mientras jugaba un partido en Jartum chocó con otro futbolista un poco después de que iniciara el partido, cayó al piso y murió.

Marc-Vivien Foe. Africano también, este futbolista disputaba la semifinal de la Copa Confederaciones entre la selección de Colombia y Camerún jugada en el 2003 cuando de repente cayó en media cancha sin motivo alguno y quedó con la mirada perdida, los médicos indican que una posible causa de su muerte son problemas cardíacos.

Foto: http://bit.ly/2p3LR6U

Antonio Puerta. Este jugador del Sevilla quien fue compañero de Aquivaldo Mosquera al minuto 30 cayó de rodillas muy cerca de la portería, logró ponerse de pie después de que los médicos lo atendieran, salió del campo caminado por sí solo, al llegar al vestidor sufrió múltiples infartos que causaron daño cerebral y lo llevaron a la muerte. Los aficionados sufrieron mucho ya que en ese momento Puerta era el ídolo del equipo. El doctor que lo atendió dijo qué quizá si se hubiera dedicado a otra profesión hubiera vivido muchos años más.

Marcio Dos Santos. Anotó su último gol en el último partido de su vida donde vencieron 3-1 a su rival. Su muerte llegó al finalizar el partido después de sentir un malestar que se controló momentáneamente mientras era trasladado al hospital falleció. En ese último partido Dos Santos festejó su gol con una leyenda en su playera que decía “Feliz día doña Enith” pues la abuela de su esposa cumplía años y quiso mostrarle una felicitación. 

Foto: http://bit.ly/2p7x912

Peter Biaksangzuala. Después de anotar un gol, la mejor parte es el festejo que desata la emoción de haberlo logrado pero jamás te imaginas las consecuencias que podría tener, este joven de 23 años murió después de sufrir daños severos en la espina dorsal consecuencia de una mala voltereta al momento de festejar.

Sin duda es un momento impactante presenciar este tipo de eventos desafortunados pero si murieron haciendo lo que les gusta es una buena forma de despedirnos de la vida.

Gif: http://bit.ly/2oAdUZO

Artículos relacionados

Dejar una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *